Este verano, rostro radiante » Dermasthetic

Este verano, rostro radiante

Con la llegada del buen tiempo crece el interés en tratamientos corporales, pero lucir un rostro joven y radiante es importante durante todo el año. El rostro es nuestra carta de presentación, la parte del cuerpo que más comunica y también una de las que más seduce. El Dr. Óscar Junco tiene la combinación perfecta para preparar el rostro antes de que lleguen los meses más calurosos del año: peeling + bioestimulación con infiltraciones de Plasma Rico en Plaquetas (PRP).

Peeling facial: Combate arrugas finas y unifica tono

El peeling es uno de los tratamientos de medicina estética más conocidos. Su objetivo principal es el de mejorar la apariencia de la piel del rostro de manera global. Con el peeling del Dr. Junco se lleva a cabo una renovación cutánea celular global, con atenuación de lesiones y defectos.

El peeling está especialmente indicado para reducir manchas cutáneas, arrugas finas, poros dilatados y cicatrices. Con un peeling también se consigue unificar el tono y la textura de la piel.

El tratamiento consiste en aplicar un conjunto de sustancias y ácidos combinados a concentraciones muy precisas sobre la epidermis de la cara. Las sustancias actúan de manera osmótica, regenerando las células y atenuando así progresivamente las manchas melánicas de la piel.

En función de los objetivos del paciente, el Dr. Óscar Junco protocoliza el tratamiento, definiendo el número de sesiones y productos a aplicar.

Este tratamiento no es recomendable en el caso de:

o Pieles con un fototipo alto.
o Lesiones en la zona a tratar (heridas, infecciones bacterianas o virales).
o Alergia o intolerancia a algún componente.
o Haber tomado Roacutan en los últimos 6 meses.

Infiltraciones de Plasma Rico en Plaquetas (PRP): Rejuvenece y tonifica

Para devolver la firmeza a la piel del rostro, el Dr. Junco propone el tratamiento de bioestimulación con factores de crecimiento basado en el Plasma Rico en Plaquetas (PRP).

Este tratamiento utiliza el Plasma Rico en Plaquetas (PRP) obtenido de la propia sangre del paciente. Como resultado final se consigue recuperar el nivel de colágeno y elastina, lo que tersa la piel del rostro y le da un aspecto rejuvenecido. Con el PRP se provoca que las células madre de la epidermis se desarrollen en células de tejido conectivo, incrementando así el número de estas células que hay en la piel.

Con las infiltraciones de PRP se reducen arrugas, discromías, ptosis y también se devuelve la textura, tacto, tono, color, brillo y luminosidad característicos de un rostro joven.

Los resultados ya son visibles después de la primera sesión y el Dr. Junco recomienda, generalmente, someterse a tres sesiones al año. La única prescripción es evitar la exposición solar al menos los tres días posteriores al tratamiento.

Entre cada uno de los dos tratamientos se debe dejar un lapso de, como mínimo, una semana. El Dr. Junco, al ver el tipo de piel del paciente, determina este periodo, ya que después de un peeling facial es necesario un pequeño reposo en la piel.

Acerca de

Lorena Otero